Dieta astringente

La dieta astringente: ¿En qué consiste?

Si sueles tener muchos problemas con tu proceso digestivo, estoy seguro de que debes conocer de qué trata la dieta astringente. Son muchas las personas que sufren de un estómago delicado y no saben qué hacer para poder mejorarlo.

Te estaremos informando sobre los conceptos básicos de la dieta astringente, una dieta que ha ayudado a muchos a devolverle la salud a su estómago. Si te interesa mejorar la salud de tu estómago, esta información te ayudará. 

¿Qué es la dieta astringente?

Consiste en mejorar la salud de tu estómago frenando la descomposición estomacal que ocurre en el mismo. Este tipo de dieta tiene como principal función reponer el estómago por medio de alimentos astringentes, los cuales son aquellos que causan el estreñimiento. 

Esta dieta es recetada para las personas que sufren de problemas estomacales que les causa diarrea. De esta forma, la dieta astringente logra evitar la pérdida de líquidos y nutrientes del cuerpo, deteniendo su expulsión y, a la vez, recompensando las pérdidas. 

¿Cómo funciona la dieta astringente?

Cuando nuestro estómago se encuentra rechazando ciertos alimentos que le introducimos empieza a eliminarlos por la vía natural. Con esta dieta logramos incorporar alimentos astringentes que nos ayudan a recuperar las funciones de nuestro estómago. 

Sin embargo, este proceso no se debe realizar tan fácil, ya que se deben ir agregando alimentos paulatinamente. Es aquí donde entra la existencia de las fases de la dieta astringente, las cuales te estaré explicando con detalle a continuación. 

Fase 1

Cuando te encuentras en el primer día con dolencias estomacales, lo que debes hacer es ayunar. Se recomienda tomar mucha agua y aumentar el consumo de alimentos a base de líquidos para evitar la deshidratación. También es importante no incorporar alimentos sólidos hasta pasadas las primeras 24 horas. 

Fase 2

Una vez que pasas esta primera etapa, estarás listo para empezar a incorporar alimentos astringentes. Se recomienda que se empiece por alimentos saludables como lo es el arroz blanco, patatas al vapor o carnes magras como pollo o pavo. Todo alimento ingerido debe ser preparado con poco o nada de aceite ni condimentos. 

Fase 3 

Una vez pasadas las 24 después de la incorporación de alimentos astringentes, puedes incorporar verduras a tu dieta. El calabacín, judías y la calabaza son buenas verduras que puedes agregar a la dieta, de preferencia en forma de puré para una mejor digestión.

Fase de recuperación de la dieta astringente

Cuando te encuentres en esta fase ya estarás listo para empezar a incorporar el resto de los alimentos. Sin embargo, se recomienda evitar condimentos fuertes o alimentos muy pesados que puedan hacer que tu estómago recaiga en la condición. Una alimentación sana y ligera te asegura un estómago saludable.

¿Qué alimentos debo comer si quiero seguir una dieta astringente?

Se ha mencionado muchas veces la importancia de los alimentos astringentes para esa dieta, pero ¿cuáles son estos alimentos? Básicamente, los alimentos astringentes son aquellos que tienen las características ideales para causar estreñimiento.

A continuación, te estaremos creando una lista de los grupos de alimentos que puedes comer si quieres seguir una dieta astringente.

Pescados

Para esta dieta se recomienda todo tipo de pescado blanco con una buena preparación, deben estar cocidos a la plancha o asados. Se recomienda evitar los pescados azules

Huevos

Está permitido el consumo de huevos cocidos, pasados por agua o en tortilla con muy poco aceite. Debes evitar por completo el huevo frito o los huevos a la flamenca. 

Lácteos

De los lácteos los más recomendados son los yogures con bífidus, ya que estos tienen proteínas y enzimas que ayudan a la reconstrucción de la flora intestinal. Evitar la leche u otros derivados y los yogures con frutas o cereales. 

Pasta y cereales

Como cereales y fuente de carbohidratos se recomienda el arroz blanco, las tostadas de pan blanco, pasta, tapioca y las galletas tipo María. Debes evitar los panes y cereales integrales, sobre todo aquellos que contengan frutos secos.

Frutas y frutos secos

Entre las frutas permitidas se encuentra la manzana (asada o cocida sin piel), plátano maduro y pera en almíbar. También se permite el consumo de la mermelada de melocotón y albaricoque. Debes evitar los frutos secos o deshidratados.

Verduras, hortalizas y legumbres

Entre las verduras y hortalizas que puedes consumir están la patata cocida, zanahoria, calabacín, tomate, puntas de espárragos, remolacha y calabaza. 

Es importante que todas estas estén bien cocidas antes de comer. Debes evitar las legumbres y aquellas verduras no mencionadas anteriormente.

Ahora que sabes todo lo esencial sobre la dieta astringente, solo te queda ponerte manos a la obra. En el caso de que necesites mayor información sobre una alimentación saludable, no dudes en ponerte en contacto conmigo y comienza a disfrutar de todas las ventajas que mi servicio de nutricionista online tiene para ti.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *