Cómo como sano

¿Cómo como sano?

¿Te sientes identificado en las siguientes afirmaciones?

Yo creo que no como mal, como, comida sana y me cuido bastante, pero aún así engordo. Puede ser que mi metabolismo este bajo, que ya he hecho tantas dietas, que mi organismo ya no tolera el pasarse en nada. Toda la semana cuidándome y a la mínima que me doy un gusto al cuerpo, ¡zas! subo de peso. Me cuesta un montón bajar un kg, pero eso si, subirlo, no me cuesta nada, en un momento lo he recuperado.

¿Hay algo de verdad, detrás de estas afirmaciones que tantas y tantas personas hacen cuando tienen kilos de más? Desde luego, lo que si hay de verdad es la frustración, el desasosiego y angustia que produce el ver como se suman kilos a la báscula sin saber como ponerle freno. Intentos de comer menos, en los que se tiene éxito total en mayo, pero que vemos la vertiginosa caída en septiembre.

Lo que te lleva a esa situación, es multifactorial, por lo tanto, la primera norma sería, no buscar cual es la razón, sino, tener una visión global de los hábitos y buscar las múltiples razones.  A muchos problemas, muchas soluciones, analizaremos 5 puntos, que pueden ayudarte a descubrir y derribar barreras, para comer bien.

1- Comer bien de forma continua: en muchas ocasiones se hacen esfuerzos de comer sano durante una periodo determinado, pero después se esta otra temporada descuidando la alimentación, es decir, alimentarse a ciclos de control y no control, estos ciclos pueden ser largos, tres o cuatro meses siendo estricto, y otro tanto, teniendo demasiados permisos, o bien, pueden ser ciclos más cortos, cuidarse de lunes a jueves y descuidarse de jueves a lunes.

De cualquiera de las maneras, la clave está en buscar un equilibrio, no ser demasiado restrictivo nunca, te llevará a regular los excesos. Es muy común en el tema alimentario, moverse entre el todo y el nada. Para evitar tener ciclos de gran descontrol, la clave es disfrutar comiendo sano, y aunque parece una propuesta idílica e imposible de conseguir, te aseguro que se puede, y no solo se puede disfrutar comiendo sano, sino que se disfruta mucho más de comer sano que comiendo insano.

2-Asegúrate de que cuando dices tomar alimentos sanos, realmente son alimentos sanos. En muchas ocasiones, los mensajes de marketing que tienen los alimentos, pueden confundir. 0% de grasas, vientre plano, rico en vitamina D, rico en calcio, magnesio, sin azúcares añadidos, y un largo etc de mensajes confusos, que lejos de dar recomendaciones saludables, hacen que la elección sana de alimentos sea cada vez más complicada.  Por lo tanto elige alimentos poco procesados, poco empaquetados y tradicionales, será mas fácil que aciertes en cuanto a tomar alimentos saludables.

3-Los alimentos no solo tienen que ser sanos, sino que han de tomarse en la medida necesaria. Existe frecuencia de consumo de alimentos y raciones recomendadas específicas para cada persona. Para mantener un estado óptimo de salud, estas raciones han de respetarse, tanto para llegar a la recomendación mínima de fruta y verdura, como para no excederse de los alimentos más calóricos como las grasas, cereales, etc. Es verdad que los alimentos sanos y sin procesar metabolizan mejor y hacen que sea mas fácil mantener el peso, pero si se toman en exceso o en defecto, esto puede ser uno de los factores que altere el control del peso.

4- Si el metabolismo esta bajo, subámoslo. ¿Y qué se puede hacer para eso? pues por un lado, seguir los puntos que he mencionado anteriormente, comer de forma ordenada y constante, tomar alimentos sanos poco procesados, y tomar las raciones necesarias ayuda sin duda a mantener un metabolismo más activo. A todo esto habría que sumarle el llevar una vida activa, esto no supone únicamente hacer algún tipo de deporte o ejercicio, lo cual está muy bien. El llevar una vida activa implica algo más, implica el no tener una actitud sedentaria, donde se usa el coche para todo, el ascensor o todas estas comodidades tan al alcance, que te llevan a tener una vida sedentaria. De modo que, ¡muévete, muévete y muévete!

Todo esto, te ayudara a tener una composición corporal adecuada, manteniendo a raya la masa grasa y teniendo una adecuada masa muscular, ese mismo hecho, hace que tu metabolismo sea mas elevado, es decir, tener poca grasa y una masa muscular adecuada, ayuda a tener el metabolismo mas alto.

5- Disfruta comiendo sano, parece una utopía pero no lo es, de hecho me atrevería a decir que se disfruta más comiendo sano que comiendo insano, si lo pensamos bien, los alimentos insanos que más llaman nuestra atención siempre son los mismo, ricos en grasas y azúcares o ricos en grasas  y sales. El sabor no cambia, cambia el envoltorio, en realidad, es algo monótono, que da un chute inmediato de placer a nuestro cerebro, pero efímero y que luego hace que te sientas mal, física y emocionalmente.

Sin embargo los alimentos sanos son variados, existen una treintena de verduras en sus diferentes variedades, muchas formas de preparar los diferentes cereales y legumbres, más de 20 tipos diferentes de frutas con sus diferentes cualidades y sabores, no hay un alimento sano que sepa igual que otro, y el placer que produce el comerlo, es duradero, empieza desde que piensas y planificas que vas a comer, hasta horas después de haberlos ingerido, ya que las sensaciones corporales que sientes después de comerlos son muy buenas, lo que te lleva a un grado de satisfacción emocional altísimo.

Reconozco que las sensaciones de placer al comer sano no son tan inmediatas, pero desde luego son muchísimo más elevadas y duraderas. De eso no hay duda, por lo tanto, entierra el mito que dice que cuidarse es un duro sacrificio, triste, aburrido e insípido, y no te dejes engañar, disfruta de uno de los mayores placeres que te puede dar la vida. Comer.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Call Now Button
Abrir chat
Si tienes dudas...